was successfully added to your cart.
Actualidad

Del semillero al pimental. El día a día de la nueva cosecha

Seguimos con los avances de nuestra nueva cosecha 2017-2018 ¡Las plantas ya están listas para mudarse al pimental!

Trasplantado de los semilleros al pimental

Trasplantado de los semilleros al pimental

Preparando el pimental

Mientras las plantas crecían en los semilleros, con ayuda de nuestras mulas y el arado romano hemos ido preparando las tierras del pimental. Pese a ser una labor costosa y lenta, el arado se realiza con la ayuda de las caballerías en lugar de con la ayuda de elementos mecánicos.
De esta manera la tierra queda mucho más oxigenada y no se apelmaza.

Ahora las plantas de los semilleros ya han alcanzado el tamaño adecuado para poder ser trasplantadas al pimental donde continuarán su crecimiento hasta que den sus frutos y alcancen la madurez adecuada.

Justo antes del traslado, el terreno se “rompe” con ayuda de la vertedera y se mezcla con estiércol y se allana con un rastrillo.

Posteriormente el terreno se “aloma”, se trazan surcos en la tierra con ayuda del un arado romano que facilitará las labores de riego.

Una vez finaliza el proceso de “alomar” el terreno, se situarán a ambos lados del “lomo”, como se conoce al parte superior de los surcos, discurriendo por la parte inferior el agua destinada al regado de las pimenteras.

Del semillero al pimental

El plantado de las “pimenteras” se realiza con una estaquilla, la “muleta”, con la que se realiza un orificio donde se introducen las plantas.

El riego de agarre

Para ayudar a que las plantas que acaban de ser trasplantadas prendan se realiza el “primer riego de agarre”.

Este riego se realiza al mismo tiempo que el traslado de las plantas, según se van terminando los surcos se riegan y de esta manera las plantas enraízan mejor y con más fuerza.

El regado se realiza abriendo y cerrando los surcos con ayuda de la azada. Una vez que el surco se ha llenado, se abre hacia el siguiente.

Leave a Reply